Páginas

Estafa faraónica

La última de Wall Street: una estafa piramidal. El protagonista de la broma, que podría ascender a los 50.000 millones de dólares, es el ex-presidente del Nasdaq Bernard Madoff. Parece que hay “grandes fortunas” españolas en el meollo (Santander, Banif, BBVA y M&B Capital Advisers) por lo que seguro que dará que hablar en los medios nacionales. Aquí dejo traducida la historia contada por Bloomberg:

Bernard Madoff confesó esta semana a empleados que su negocio de asesoría sobre inversiones era una estafa tipo pirámide que costó a los clientes US$50.000 millones antes de que dos agentes del FBI se presentaran ayer por la mañana en su apartamento en Manhattan.

“Estamos aquí para averiguar si hay una explicación inocente”, dijo el agente Theodore Cacioppi a Madoff, que fundó Bernard L. Madoff Investment Securities LLC y alguna vez fue presidente del mercado bursátil Nasdaq.

“No hay una explicación inocente”, dijo Madoff, de 70 años, a los agentes, y explicó que negociaba y perdió dinero de clientes institucionales. Dijo que “pagó a los inversores con dinero que no existía”, y que esperaba ir a prisión. Con ello, los agentes arrestaron a Madoff, según la querella del FBI.

El arresto, que se produjo a las 8:30 horas, coronó la caída de Madoff y de los negocios que llevan su nombre especializados en negociación de instrumentos, creación de mercado y asesoría a clientes ricos. Muchas preguntas quedaron sin respuesta, incluso si los clientes de Madoff perdieron en realidad US$50.000 millones. La querella y la demanda civil presentada por las autoridades reguladoras describen a un hombre cayendo fuera de control.

Madoff se presentó en un tribunal federal en Manhattan a las 18:00 horas vistiendo una camisa blanca a rayas y pantalones de color oscuro. El magistrado federal Douglas Eaton le describió la acusación de fraude con valores y estableció una fianza de US$10 millones en una audiencia en la que Madoff no dijo nada. Más tarde pagó la fianza, asegurada por su apartamento y garantizada por su esposa.

Fondos de cobertura, bancos

Hasta el 17 de noviembre, la empresa de Madoff tenía activos bajo administración por US$17.100 millones, según los registros de la Asociación Nacional de Agentes de Valores (NASD). Al menos la mitad de sus clientes eran fondos de cobertura, y el resto de su clientela estaba conformada por bancos y personas ricas, según los registros.

En octubre la empresa fue la vigécimo tercera entre los creadores de mercado en el Nasdaq y manejó un promedio de unos 50 millones de acciones al día, según datos del mercado. Tomó pedidos de intermediarios online para algunas de las empresas estadounidenses más grandes, como General Electric Co. Y Citigroup Inc.

Los fiscales se unieron a la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos, que presentó una demanda civil, para intentar desentrañar el colapso del negocio de Madoff’s Investment Securities. La empresa tenía su sede en un edificio con forma de pintalabios en el 885 de la Third Avenue.

Confesión

Una serie de sucesos rápidos a principios de diciembre precedieron la caída de la empresa, según la orden de arresto y la demanda de la SEC.

En la primera semana de diciembre, Madoff dijo a un trabajador identificado como empleado sénior No. 2 que los clientes habían solicitado US$7.000 millones en reembolsos, que tenía problemas de liquidez y que pensaba que podía hacerlo, según el FBI y la SEC.

Los empleados sénior “tenían entendido” que el negocio de asesoría sobre inversiones manejaba activos por entre US$8.000 millones y US$15.000 millones, según los documentos.

El 9 de diciembre Madoff dijo a un colega identificado como empleado sénior No. 1 que quería pagar sobresueldos en diciembre, o dos meses antes de lo usual. Al día siguiente Madoff recibió una visita en sus oficinas de sus empleados. Dijeron que parecía estar “bajo mucho estrés” en las semanas previas, según los documentos.

Madoff dijo a los visitantes que “había obtenido recientemente beneficios con sus operaciones de negocios y que ahora estaba en buena forma para distribuirlos”, según la demanda del FBI.

Cuando los trabajadores cuestionaron la explicación, Madoff dijo que “no estaba seguro de poder hacer frente a la situación” en la oficina y que prefería reunirse en su apartamento, dijo el empleado sénior número 2. Llevaba su negocio de asesoría sobre inversiones desde otro piso en las oficinas de su empresa, y mantenía las declaraciones financieras “con candado y bajo llave”, dijeron los fiscales.

Gran mentira

En su apartamento, Madoff dijo a los empleados que su negocio de asesoría sobre inversiones era un “fraude” y que estaba “acabado”, según la demanda del FBI.

Dijo que “no tenía absolutamente nada”, que “todo era una gran mentira” y que “básicamente se trataba de una estafa tipo pirámide gigante”, escribió el agente Cacioppi en la demanda. Los empleados sénior entendieron que Madoff dijo que durante años había pagado a inversores con el capital de otrosinversores, escribió el agente.

El negocio llevaba años sin ser solvente, dijo Madoff, que entonces calculó las pérdidas en más de US$50.000 millones. Madoff dijo que le quedaban entre US$200 y US$300 millones y que planeaba pagar a los empleados, la familia y los amigos.

Madoff, que también se confesó con un tercer empleado sénior, dijo que planeaba entregarse a las autoridades en una semana, según la demanda.

4 comments to Estafa faraónica

  • Fedexba

    Muy buen resumen. no había encontrado en ningun sitio de noticias una descripción tan detallada de como había sido la estafa.

    muy buen blog en general. muy prolijo y con notas interesantes.

    saludos

    Fx!

  • If some one wishes to be updated with newest technologies therefore he must be pay a visit this web site and be up to date all the time.

  • My partner and I stumbled over here different web address and thought I might
    check things out. I like what I see so now i’m following you.
    Look forward to finding out about your web page
    for a second time.

  • I have noticed over the years that our fdneirs the: Jewish philanthropies come to grief and we shrug our shoulders and say “oh well” and go on about our business. Millions have gone to, as Bones would say “Jewish Fundraising” and do nothing. Mr Pollard was a fund raiser in the same sence as the other Jewish philanthropies

Leave a Reply

 

 

 

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>